In Situ

Y de pronto nos encontramos en el lugar o en el sitio indicado, sin haber hecho más que dejarse llevar por ese instinto que nos moviliza libre de cuestionamientos y dudas.